Obsolescencia programada

Obsolescencia programada: ¿quién tiene la culpa?

La obsolescencia programada consiste en planificar el fin de la vida útil de un producto. Tras un período de uso determinado por el fabricante el producto deja de funcionar correctamente o se estropea, de forma que haya que comprar otro nuevo que lo sustituya.

Sea debida a los avances tecnológicos, inducida por la publicidad y el marketing o para reducir la vida útil de los productos y así vender más, es un fenómeno del que tradicionalmente la industria tenía la culpa. Pero… ¿sólo la industria?

LEER MÁS

Comunicación sesgada

Comunicación sesgada. Cuestión de perspectiva

¿La comunicación debería transmitir información pura y dura? ¿El punto de vista de quien comunica debería reservarse para los artículos de opinión, que fijan el posicionamiento de esa persona sobre un tema determinado?

Seguramente debería ser así, pero todo el mundo sabe que ninguna noticia es neutra, imparcial. La adscripción a ciertos valores, ideales, creencias, el propio estilo del periodista y del medio en que o para el que este trabaja determinan la inclinación que el contenido tendrá en su forma de expresarlo.

Y aún más allá: la manipulación (en el sentido menos peyorativo del término) de los contenidos permite enfatizar unos y minimizar otros, de manera que la interpretación del destinatario de la noticia puede variar diametralmente.

LEER MÁS